El storytelling una herramienta de marketing que te hará triunfar

El storytelling una herramienta de marketing que te hará triunfar

Una de las grandes ventajas del storytelling es la oportunidad que nos da de mostrar cómo las vida de las personas se relaciona directamente con una marca, un producto y una una empresa. Una adecuada estrategia de storytelling será un gancho que atraerá las miradas de potenciales clientes y humanizará la marca creando nexos muy profundos.

En qué consiste el storytelling.

Un ejemplo clásico de storytelling podemos verlo en una campaña de Volkswagen en la que solicitaba a sus clientes historias de sus vidas relacionadas con sus modelos de auto. Seleccionaba las historias más llamativas y las convertía en piezas para Internet. Esas historias simplemente humanizaban la marca y mostraban eso que sentimos cada vez que vemos a alguien conduciendo un escarabajo. Sabemos que no es el modelo más veloz, ni el más bonito, pero existe una conexión sentimental con este modelo que es prácticamente un ícono histórico.

De eso se trata el storytelling, de crear un ambiente de cercanía a través del relato que se cuenta. Esta atmósfera nos dará oportunidad de conectar emocionalmente, de hacer sentir. La marca quedará entonces ligada a la forma de pensar de los consumidores, a sus valores, a los símbolos que forman parte de su vida.

El storytelling digital.

La técnica del storytelling no es nueva, los publicistas la vienen usando desde la primera mitad del siglo pasado. Sin embargo la comunicación digital a través de la Web le da una nueva dimensión. Con mayores posibilidades de interacción, entre otras cosas, podemos saber cómo se relacionan los consumidores con las historias, cuáles son las preferidas de uno u otro grupo.

Darle sentido a los signos con el storytelling

Ahora que se busca con el storytelling; fundamentalmente es darle significado a lo que hacemos. La simbología no se construye sólo a partir de un logotipo o una imagen que nos represente algo en concreto. Se crea desde la significaciòn que van adquiriendo las cosas.

La manzanita mordida de Apple, no es el simple logotipo de una empresa de computadoras. Es mucho màs que eso. Es un signo de excelencia, de modernidad, de miles de opciones para el usuario. Un ipod, no era un simple reproductor de música, era la posibilidad de llevar una selección de las miles de canciones que nos gustan en nuestro bolsillo. De eso se trata, de construir a partir de historias los símbolos que forman parte de nuestra cotidianidad.

El storytelling y lo sensorial

Con el storytelling tratamos de ir a lo sensorial. Por eso vemos como una de las campañas más importantes de Coca – Cola, es la de navidad. La marca busca identificarse con la época más feliz del año.  Cuando la comida es protagonista en las dos cenas más significativas y familiares, Coca – Cola quiere ser la bebida que acompañe esos momentos de alegría. Utiliza el storytelling y vamos como un San Nicolás, se refresca con la bebida después de llevar alegría a un hogar. Todo es muy sensorial, las imágenes, los sonidos y la sensación de refrescarse.

Otro ejemplo de un storytelling también sensorial, pero muy humano; es el de la empresa de comida chilena; “La Insolencia”. Basada en la experiencia de su fundador; Matías Leiva, un emprendedor que desesperado empezó un negocio de sandwiches ambulantes con apenas 10 dólares y en la actualidad vende más de dos mil sándwiches diarios. Su empresa más que comidad vende es la historia y tenacidad de un hombre que derrota la adversidad, vende un sueño, al lado del deseo de triunfar tan propio en todas las personas.

Formato ideal para el storytelling.

Son muy variadas las historias que dan valor a una marca; las que cuentan por ejemplo la vida de sus creadores y que de ellos le aportaron a la marca. Lo que sienten quienes utilizan el producto y cómo éste forma parte de sus vidas. Historias lúdicas que se relacionan con cosas que forman parte de símbolos como el amor, la esperanza, etc. Todos estos storytelling encuentra en el vídeo el formato más apropiado; es cercano, es visual, puede ser emotivo. Buenos vídeos para redes sociales, Youtube, son buenas opciones, que pueden reforzarse con historias fotográficas. audios y post de texto.